Deportivo y familiar así es el Chevrolet Sail.

Considerado como el orgullo de la casa por Chevrolet, Sail se denomina como el sedán que a la hora de conducirlo cumple todo en la práctica, este automóvil perfecto para la familia colombiana por su comodidad y seguridad que brinda en su diseño.

Además de ser un auto familiar, también es un automóvil deportivo, que brinda a sus usuarios un comportamiento dinámico a la hora de conducir.

Chevrolet, por supuesto no escatimó nada a la hora de diseñar su motor de 4 cilindros y 16 válvulas DOHC con 1.4 litros de desplazamiento. Es evidente que la marca pensó en la economía de los colombianos con sus sistema de ahorro de combustible, convirtiéndolo en un auto eficiente y responsable con el medio ambiente.

En cuanto diseño, Sail Sedán siempre llama la atención, cuenta con un frontal moderno, elegante y un equipamiento de serie con cierre centralizado, elevavidrios eléctricos delanteros, equipo de sonido con CD, MP3, AUX y 4 parlantes de increíble desempeño e ideales para ir escuchando música en los paseos familiares.

Chevrolet también pensó en la seguridad de nuestros niños, por esto logró hacer de Sail, un automóvil muy seguro que incluye en su equipamiento doble airbag y cerraduras preventivas para los niños.

El habitáculo brinda confort a los 5 ocupantes con sus sillas cómodas, bien tapizadas que proporcionan mayor sujeción lateral y acabados de vanguardia característicos Chevrolet.

No por ser un auto familiar no quiere decir que su desempeño sea como un auto agresivo, el Sail Sedán cuenta con una transmisión manual de 5 velocidades, esto lo hace que tenga un buen comportamiento en las carreteras colombianas.

Una de las grandes noticias de este modelo, es que en 2014 fue el auto de mayor preferencia por los colombianos, una razón más para elegirlo.

Recuerda que si quieres conocer más de este Sedán puedes conocer más detalles, cotizarlo y recibir atención a tu medida haciendo clic aquí.